dilluns, de maig 21, 2007

Zodiac



Siendo un amante de las películas y el buen hacer de David Fincher, en primera instáncia la notícia de un imminente estreno suyo me dejó con una gran expectación, más contando que su anterior filme, La Habitación del Pánico, a pesar de ser un entretenimiento muy digno también resultó una ligera decepción.

Y con estas al ver la coletilla "basada en hechos reales" se me dispararon las luces de alarma, ya que por lo general no me suelen convencer éste tipo de películas. De modo que confiando en el maestro Fincher, intenté, dentro de lo que cabe, ir a ver Zodiac con las mínimas expectativas en mi mente.

Un picadero solitario con un asesino suelto... es evidente que
a estos jóvenes no les va a ocurrir nada

Y el hecho es que Zodiac ha sido una grata experiencia, no es perfecta y tiene un ritmo a veces cuestionable, pero sus aciertos bien merecen su visionado.

Para quién no lo sepa la película trata sobre los sucesos alrededor del asesino en série autodenominado Zodiac, que durante los años 60 y 70 causó enormes dolores de cabeza a los servicios de ley y orden de los estados unidos. Concretamente la película se centra en la investigación entrecruzada llevada a cabo por un policía y un dibujante aspirante a periodista.


La primera parte del filme resulta algo más densa, dónde se profundiza en la etapa de mayor actividad de Zodiac, con un torrente de información y situaciones algo lentas (aunque con unas magistrales escenas de tensión) que puede resultar en conjunto la parte más "pesada" de la película, uno de los contados aspectos que se le han criticado.

Por el contrario cuando a mitad del metraje la acción se centra completamente en la investigación llevada a cabo por Robert Graysmith (Jake Gyllenhaal), el ritmo se vuelve mucho más ágil y trepidante dónde la película muestra lo mejor de sí, por cierto con una parte final magistral dónde Fincher la clava mostrando la ambigüedad de los hechos, sin caer en el error de decantarse completamente por una hipótesis de lo ocurrido.

Por algún motivo inescrutable, Robert Downey Jr. vuelve a hacer
el papel de adicto a substancias

En conjunto no de lo mejor que ha dirigido Fincher, pero sí mucho más interesante que La Habitación del Pánico, con unos actores que la clavan todos en su papel, y con unas gloriosas escenas de Thriller que harían enrojecer de vergüenza al 99% de directores del género, muy recomendada a qualquiera a quien no le den miedo las películas densas pero gratificantes.


Etiquetes de comentaris:

6 Comments:

At 11:44 a. m., Blogger Marcos FJ said...

Le tengo unas ganas tremendas a esta película. ¡Fincher! ¡Downey Jr.! No hace falta decir más

 
At 1:14 p. m., Anonymous ateneabdn said...

estava esperant aveure que deies de la peli... estic d'acord en tu q a vegades es fa una mica lenta, pero les escenes dels crims són brutals!
i robert downey jr es un putu crack!

 
At 3:00 p. m., Blogger Xmooth said...

Pues para mí ha sido una de las mejores películas del año. Y desde luego la mejor de la etapa post-Oscar (o sea, de febrero a esta parte).

La duración, tan criticada, a mí no me molestó en absoluto; aunque creo que bien podría reducirse sin afectar a la trama.

Es tan sólida en todos sus demás aspectos que se convierte incluso en un referente de cómo realizar un buen thriller.

 
At 10:01 p. m., Blogger Xmooth said...

Jur, te has amedrentado y le has subido la nota en FilmAffinity de un 7 a un 8... xD

 
At 11:19 p. m., Blogger Àlarik said...

Mientras escribía la crítica pensé que un 7 era injusto xD

 
At 10:20 p. m., Blogger chiconuclear said...

A ver si este finde saco un ratín y la veo, que ya tenía ganas de verla y entre tú y xmooth habéis hecho que me esté sintiendo realmente mal por no haberla visto aún xd

Robert Downey Jr. sabe cómo hacer de alcohólico/adicto a algo, la experiencia es un grado xd

Felicidades por el Piñata, también xdd No le puse las gafas al perro porque la potencia que puede alcanzar agitando la cabeza lograba lanzarlas varios metros y son mías, coño, tengo cariño a esas gafas xd y el gorro no lograba encajárselo bien, y no era cuestión de cortarle las orejas.

 

Publica un comentari a l'entrada

<< Home